El mercado se estabiliza pero esperamos un proceso de consolidación más prolongado.

No ha habido muchas novedades en el escenario técnico desde nuestro anterior informe. En los índices europeos lo más relevante es que han vuelto a tantear con éxito los mínimos de febrero lo que refleja que se ha formado un suelo de corto plazo al menos en esos niveles. Esperamos que al menos durante algunas semanas el mercado se mueva en los rangos laterales que se han definido desde el inicio de la corrección.

El escenario que consideramos más probable es que hayamos visto los mínimos pero que durante las próximas semanas/meses el mercado desarrolle un movimiento lateral antes de estar en condiciones de desarrollar un nuevo tramo alcista sostenido por encima de los máximos recientes.

La eventual pérdida de esos niveles de soporte nos dejaría un escenario más incierto pero todavía se podría asumir que estamos en una corrección a la subida desde los mínimos del Brexit hasta los máximos recientes. En este caso el límite máximo de caída para mantener este escenario serían los niveles marcados por el retroceso de un 61,8% de esa subida así como por las directrices de largo plazo (Ibex 8.950, Daxk 5.220, Eurostoxx 50 3.100).

Los índices norteamericanos siguen mostrando una mayor fortaleza relativa y de hecho el Nasdaq ya ha logrado superar los máximos previos a la corrección. En todo caso creemos que también en EEUU sería razonable un proceso de consolidación más prolongado tras el intenso movimiento alcista que le ha llevado a subir un 38% desde las elecciones de hace poco más de un año.

El Ibex está algo más débil que otros índices por el flojo comportamiento del sector bancario últimamente pero en términos generales su estructura es similar y esperaríamos que la actual fase correctiva tienda a formar un suelo por encima del 9.200 en próximas semanas/meses.

Los indicadores de sentimiento, tanto de inversores individuales como institucionales, todavía no reflejan una caída del optimismo propia de la formación de un suelo importante lo que apunta a un proceso de corrección/consolidación más prolongado.